Con este calor ¿qué que te apetece comer?

Llega el calor, nos vamos a la playa y sobrevivimos de chiringuito en chiringuito. Apetece una clarita y una tapa, como extra un helado, y con eso vamos tirando hasta la hora de la cena. El verano y las vacaciones están para relajarse, y también nos relajamos a la hora de comer. Nos ponemos morenitos y parece que la piel está feliz y resplandece, pero

ese morenito es en realidad un mecanismo de protección de la piel

, un esfuerzo que tiene que hacer y nosotros podemos hacerle ese trabajo un poco mas fácil.

El verano es una estación de mucho estrés para la piel: está mucho más expuesta al aire, al agua, al sol y al calor que en el resto del año. Antes de tomar el sol nos ponemos la

crema de protección solar

(porque nos las ponemos… ¿verdad?) y después de la ducha una buena capa de aftersun, y si tiene Aloe Vera entre sus ingredientes mucho mejor! Pero no nos olvidemos de que la

piel también se alimenta desde dentro

y lo hace a partir de lo que nosotros comemos.

Deshidratación:

Un día de playa o piscina, o incluso un día de excursión por la montaña puede convertirse en fotoenvejecimiento, deshidratación, sequedad, quemaduras, inflamación…

alimentos antioxidantes

La

deshidratación

es fácil de combatir: beber 2 litros de agua al día, como mínimo! En verano ten siempre una botella de agua a mano. Y si la que te llevaste a la playa ya no está fresquita y no tienes ningún chiringuito cerca, bebe un par de sorbos igualmente; el agua caliente, aunque no esté muy buena, también hidrata! Y la nevera siempre llena de frutas como la sandía o el melón ¿no es lo que más os apetece al volver de la playa?

Otras frutas y verduras como la patata, papaya, mango o aguacate también ayudan a rehidratarse: estimulan la producción de

ácido hilaurónico

que ayuda retener la hidratación en la piel.

Fotoenvejecimiento:

Seguro que habéis visto a mucha gente relativamente joven con manchas en la piel, arrugas y flacidez. Eso es el fotoenvejecimiento prematuro. Una vez que entras en él es difícil volver atrás, pero ¡tranquilas! Aún estamos a tiempo de prevenir. El

fotoenvejecimiento

lo provocan los rayos ultravioletas del sol, que generan radicales libres en nuestra piel y éstos van oxidando las proteínas, lípidos e incluso el ADN de nuestras células. ¿Cómo frenar a esos radicales libres desde dentro? Llenándonos de antioxidantes; por suerte para nosotros hay una serie de alimentos que tienen un gran

poder antioxidante

y nos ayudan a “desoxidarnos” desde dentro:

  • Vitamina E –Los aceites vegetales (aceite de girasol, oliva, soja), los frutos secos (las nueces, almendras, pistachos) y muchos vegetales de hoja verde (brócoli, espinacas) están llenos de Vitamina E.
  • Vitamina C – Frutas y verduras como las grosellas, pimiento rojo, perejil, kiwi, brócoli, coles de Bruselas, papaya, fresa, naranja…
  • Té verde y te blanco – los dos muy ricos en polifenoles (flavonoides y catequinas conocidos por su acción antioxidante). El contenido en polifenoles disminuye con la edad de la planta, por eso el té blanco o verde es mucho más antioxidante que el rojo o negro.
  • B-caroteno – Este compuesto ayuda a prevenir las quemaduras solares en personas con sensibilidad especial al sol y también presenta acción antioxidante. Lo encontrarás en las zanahorias, espinacas, tomates, espárragos, calabaza, acelgas o brócoli.


Eritema o quemadura solar:

Si tomando el sol te has despistado, no has tomado todas las precauciones necesarias y al final te has encontrado con alguna quemadura (si, lo confieso, a mí también me ha pasado), los ácidos grasos omega 3 te pueden ayudar a bajar la inflamación: el pescado azul, nueces y aceites vegetales como el de cártamo o borraja te ayudarán en la recuperación.

Ya veis, son muchos los alimentos que os pueden salvar la piel este verano. ¿Se os ocurre alguna receta?

Protección Solar Organica

lily and WHITE

lily & WHITE es una tienda de cosmética sana 100% online. Aquí encontrarás productos de la cosmética natural y orgánica y marcas preocupadas por los ingredientes que emplean en sus fórmulas. Porque lo que ponemos en contacto con nuestra piel no es una cuestión de modas y tendencias, es una cuestión de salud. Y porque la cosmética va mucho más allá de los colores bonitos, texturas diferentes y fragancias espectaculares. Aquí también encontrarás todo eso, pero no es por "eso" por lo que queremos que conozcas y uses nuestros productos. Nuestra misión es poner a tu alcance productos sanos, llenos de propiedades beneficiosas para el cuidado de tu piel; aquí no encontrarás ingredientes derivados del petróleo, parabenos, detergentes, fragancias artificiales u otros ingredientes químicos perjudiciales para la piel tan presentes en la cosmética convencional. Seleccionamos estrictamente las marcas y productos por sus ingredientes, formulación y su afinidad con tu piel (no por su colores, su packaging o por si se ha puesto de moda en los últimos meses). Nuestros productos no tienen un lado malo. Están basados en los extractos vegetales de la mayor calidad y las últimas tecnologías empleadas para su extracción y su formulación. Aptos para pieles sensibles y la piel de los más pequeños. Queremos que aquí estés tranquil@, que sepas que lo que aquí encuentres será sano para tu piel.

You may also like...

Deja un comentario

Descuento del 10% en tu primer pedido con el código: TOXICFREE